#15J: Fragmentos de una jornada extraña

Son las 7:50 del #15J, día de #aturemelparlament, y, mientras intento que un café me despierte, leo en Twitter que ya hacia las 7 de la mañana se han producido cargas policiales, detenciones y se han requisado móviles y cámaras aprovechando que la prensa, en especial la prensa gráfica, todavía no ha llegado al lugar para cubrir la noticia. El día empieza mal.


A las 08:00 Cuní abre sus “Matins” conectando en directo con #campamentcamp y corrige la cobertura superficial que hizo del desmantelamiento de Plaça Catalunya el #27M. Y lo hace colocando a tres reporteros en los tres puntos más calientes de la Ciutadella: la entrada del Zoo, la de Pujadas/Wellington y la de Estació de França. Cuní contacta por turnos con cada reportero. En ese momento, el gran punto caliente es sin duda el de Wellington/Pujadas, acceso por el que algunos parlamentarios intentan llegar a pie. Hay altercados porque la gente no deja pasar a sus señorías. Salgo de casa volando y me dirijo, cómo no, a ese punto caliente.

Av. Meridiana. Columna/pasillo de furgones de los Mossos.

Son aproximadamente las 9 cuando salgo por la boca de metro de Marina y veo cortado el inicio de la Meridiana. Impresionante. A 300 metros de distancia se puede oír perfectamente el griterío y ver a una cantidad ingente de “indignados” (etiqueta manida, pero que me sigue gustando), colapsando completamente la esquina en que Wellington y Pujadas se cruzan. Desde esa esquina, y a lo largo de los primeros 50 metros de Meridiana, una hilera de furgones de los Mossos forman un pasillo junto a una hilera de antidusturbios. La idea es que por ese pasillo puedan entrar los parlamentarios que lleguen a pie a la Ciutadella. Ahora bien, el fallo de seguridad es evidente: el pasillo no es infinito y algunos concentrados pueden detectar la llegada de algún político mucho antes de que alcancen el pasillo de seguridad y evitar que lleguen a él. Y así fue.

Paso por al lado del pasillo formado por Mossos y furgones y me encuentro con un amigo. Me comenta, preocupado, que hay grupos que no están siguiendo la premisa de resistencia pacífica (lindo oxímoron) de quedarnos sentados taponando las entradas a la Ciutadella, sino que se están dirigiendo a los políticos que ven venir ya desde lejos, se acercan a ellos, los acorralan, los insultan y empujan, y los obligan a retroceder. Y así lo puedo comprobar con mis propios ojos. Mi amigo se lamenta de que esta actitud está reventando la idea inicial de la protesta. Al ver este espectáculo lamentable nada más llegar, me quedo en los aledaños de la Ciutadella, recorriendo todas las calles colindantes para enterarme de qué pasa con estos grupos de exaltados que están fuera de la muchedumbre sentada en Pujades. Y, en efecto, compruebo que esos grupos de exaltados se mantienen completamente al margen de la masa que tapona la calle Pujades y se dedican a quedarse en las calles de acceso a la Ciutadella a la caza del parlamentario. En ocasiones, yerran el tiro y confunden a cualquier persona con traje con un parlamentario. Pude ver cómo perseguían a un señor con traje que lo único que hizo es ir a comprar a un Mercadona.
Un grupo de indignados agresivos rodea a un parlamentario mientras algunos curiosos miran qué ocurre y otros intentan que los agresivos depongan su actitud.

Estos grupos agresivos eran recriminados por personas no violentas. Intentaban aclararles que la lucha de #aturemelparlament es no violenta y que no podían perseguir a la gente por las calles, rodearlos, empujarlos, tirarles agua, escupirles o insultarlos de manera obscena. Los agresivos replicaban que “y un cuerno”, que la vía es la violencia. A esto se les respondió que se habían equivocado de lugar o que bien eran Mossos infiltrados, algo que lógicamente negaron. Lo cierto es que, a diferencia de los que se puede identificar en el vídeo “Quiénes son los violentos”, que está colapsando Facebook y Twitter desde hace unas horas, estos de los que hablo yo sí iban a cara descubierta, sin pinganillo y efectivamente les vi perseguir a parlamentarios.  En cuanto a sí eran o no inflitrados, estuve tratando de hallar algún indicio en su indumentaria o en su aspecto que pudiera delatar que eran Mossos y lo único que puedo aportar es que ninguno llevaba un peinado que pudiera ser considerado no reglamentario de la policía, pero esto no es mucho decir, y que eran un grupo cerrado de cuatro o cinco hombres y cuatro o cinco mujeres que no se relacionaba con nadie más, lo cual tampoco es mucho decir.

A pesar de que yo y muchos consideramos que zarandear o escupir a un parlamentario es lamentable, no estoy del todo en contra del uso de ciertos modos de violencia como modo de luchar contra la violencia del Estado. Ahora bien, no esa la propuesta del Movimiento 15M, y desde ese punto de vista cualquier persona que ejerza la violencia en un acto promovido por AcampadaBCN debe de ser considerado un “infiltrado”, alguien que debe ser desalojado de un movimiento que se mantiene pacífico.

(CLICK PARA AMPLIAR)
Este es uno de los grupos agresivos que se lanza a la caza del parlamentario, ese que no consigo averiguar si son o no mossos infiltrados.

Muchos de los que participamos del #15M estamos tratando de reunir pruebas de que los altercados los iniciaron los mismos mossos infiltrados. De momento, no hemos conseguido pruebas concluyentes, la verdad. A falta de estas pruebas, cabe pensar que las agresiones no fueron llevadas a cabo por mossos inflitrados sino por gente que no respetó la premisa pacífica del Movimiento 15M, ese otro tipo de infiltrados, y de hecho AcampadaBCN está tratando de compilar videos en que se muestren actitudes violentas para identificar quienes las cometían y poder mantenerles en el futuro al margen de nuevas acciones.

De todas maneras, ¿qué ha fallado esta vez, en comparación con el desmantelamiento de Plaza Catalunya? ¿Por qué esta vez se ha dado la posibilidad de que a algunos, a esos otros infiltrados, esto se les fuera de las manos? Ciertamente, contener el espíritu pacífico después de muchas horas de tensión y de mucho maltrato mediático y de los antidisturbios es difícil. Por otro lado, la consigna era “Aturem el Parlament” y quizás algunos pensaron que resistir sentados con las manos en alza era una mariconada y que eso no evitaría que los parlamentarios accedieran a la Ciutadella, lo cual no deja de ser cierto. Quizás a algunos lo enérgico del lema “ni retallades ni hòsties”  les despertó “el barrio bajo que todos llevamos dentro”. 

Todo esto no es óbice para no tener en cuenta que los hechos han sido especialmente magnificados por la prensa. Montse Tura, por ejemplo, declaraba a TV3 que, por un lado, algunos indignados trataron de persuadir a quienes la increparon al llegar a la Ciutadella y, por otro lado, que la cruz que le pintaron en la espalda le recordaba al nazismo. A lo largo del día de ayer TV3 pasó una y otra vez en sus telediarios la segunda parte de la declaración, pero no la primera. Grave error informativo. Es sólo un ejemplo, pero su validez es extensible a muchas de las otras agresiones que se dieron ayer.

Plaça Sant Jaume corea: "Estas son nuestras armas".

En cualquier caso, y para desmarcarnos de los momentos más feos de la mañana, más de la mitad de los acampados en Ciutadella nos desplazamos a media tarde a Plaça Sant Jaume e hicimos una sentada pacífica, casi lúdica, casi sin Mossos (sólo los que están habitualmente de guardia en la entrada) y en la que coreamos consignas tales como “no pararem” (a pesar de los violentos y a pesar de la imagen dada por los medios), “això no ha fet més que començar” (el movimiento 15M va para largo) y “¿dónde están los perros y las flautas?” (aclarando que somos un grupo plural y heterogéneo). También cantamos el ya mítico “Un banquero se balanceaba sobre la burbuja inmobiliaria...”. Encontré a faltar el “No—no—no, no—no-no, no—no-no” al son de la “Marcha Imperial” de Star Wars.


-----------------------------------
Share on Google Plus

About Sergi Ruiz

This is a short description in the author block about the author. You edit it by entering text in the "Biographical Info" field in the user admin panel.
    Blogger Comment
    Facebook Comment

0 comentarios: